martes, 13 de abril de 2010

ABRUPTAMENTE




El último día de calor capté,
casi sin darme cuenta,
                                    los chillidos agudos
como hebras de hilo de plata, el fulgor
del vuelo circular– una pequeña tribu
alejándose.

                                       Esa noche
hubo luna llena;  por la mañana
había llegado el otoño.






(de “Evening Train”
New Directions Publishing Corporation, 1993)




2 comentarios:

Anónimo dijo...

Bellísimo. Nunca se podrá terminar de agradecer tu tarea, Sandra.
Cariños, Macky

Sandra Toro dijo...

Gracias, Macky. Y seguí visitándome.
Besos
Sand